Viernes, 19 Octubre 2018
El tiempo - Tutiempo.net

Nacionales

Lunes, 28 Julio 2014 09:28

Pagar o no pagar, thatisthequestion

Por
Por Federico Agüero 
Los argentinos escuchamos en forma permanente las palabras "deuda externa" y, espasmódicamente nos asustamos con el vocablo default- neologismo de origen inglés que significa suspensión de pagos por parte de un país soberano-; pero sumergidos en la cotidianeidad no nos detenemos a reflexionar que significan. No obstante, por otro lado, los gobiernos y los economistas de las grandes empresas que manejan los contenidos de la discusión los utilizan para favorecer sus intereses sectoriales, provocando miedo en el pueblo para, de esta manera seguir lucrando a costa de sus ingresos. Desde los distintos sectores nos bombardean con discursos y eslóganes publicitarios pero ninguno dice la verdad sobre la deuda externa.

Por el lado del gobierno la Presidenta Cristina Fernández de Kirchner nos dice enfáticamente: "Más que deudores recalcitrantes, somos pagadores seriales"; y agrega "Se podría ubicar a la Argentina como un caso del premio Guinness de países que más hemos pagado y cumplido con nuestras obligaciones en los últimos 10 años, sin acceso al mercado de capitales”.

La publicidad oficial al respecto precisa: durante 2003, el gobierno de Néstor Kirchner logró negociar una reprogramación de las obligaciones con los organismos financieros multilaterales (Fondo Monetario Internacional, Banco Mundial, Banco Interamericano de Desarrollo y otros menores)Para octubre de 2012, precisa que ya se habían pagado más de 270.000 millones de dólares, reduciéndose el peso de la deuda externa del 153.6% al 34.7% del PBI. Y agrega: que en el primer trimestre de 2013 la deuda cayó 2.159 millones de dólares, bajando hasta U$S 139.137 millones.  Y que en mayo 2014 se logró cerrar el acuerdo para salir del default con el Club de París por 9500 millones de dólares.

Pero según el Banco Central de la República Argentina las estadísticas de la deuda pública y privada han crecido en más de 300.000 millones de dólares en 40 años (1973-2013) (Ver cuadro) O sea aumento a un promedio de 7.500 millones por años. Con esa suma se podría construir un ‘Lama-Pascua’ por año, con todas sus implicancias benéficas para el país.

El relato kirchnerista retruca diciendo que si bien la deuda creció, también ha crecido el PBI del país, de tal manera que el peso porcentual de la misma disminuyó, lo cual es considerado como una conquista épica.

Este relato más que vinculado a una gesta heroica hay que relacionarlo con la desgracia de Sísifo, personaje de la mitología griega condenado a subir una roca a una montaña pero al llegar a la cima esta volvía al comienzo, entonces debía repetir ese trabajo por la eternidad. La roca que carga el pueblo argentino es la deuda, que nos condena a trabajar más para poder pagar, siempre más, a la usura internacional y nacional.

Si somos uno de los países que más hemos pagado y cumplido con nuestras obligaciones en los últimos 10 años, sin acceso al mercado de capitales como dice la Presidente ¿de dónde salió el dinero para pagar? Según el diputado Eric Calcagno, el 52,5% de la deuda argentina está manos de entidades como el BCRA, la Administración Nacional de la Seguridad Social (Anses) y el Banco de la Nación. Esta es una particularidad de la actual deuda argentina, ahora el grueso de los acreedores son las propias agencias públicas del Estado y ya no los organismos multilaterales y el sector privado.

En tanto, el 10,4% pertenece a organismos internacionales, como el Banco Mundial, y el 3,7% al Club de París. El 33,4% restante es del sector privado.
Por este motivo, y para que quede claro, el ‘Sísifo’ de la tragedia argentina son los trabajadores y los jubilados que ven disminuidos sus ingresos, la producción nacional que no recibe inversiones públicas, la salud, la educación, la seguridad, etc.

Holdouts
Un hecho más reciente sobre la deuda y que ha concitado mucho la atención por el manejo publicitario que se le ha dado, es el problema generado por los holdouts (bonistas que quedaron fuera del canje de deuda que se hizo en el 2005 y el 2010). Estos fondos especulativos -NML Capital, Aurelius Capital y algunos bonistas individuales-, le han ganado al gobierno argentino un juicio por más de 1300 millones de dólares, y en el caso de no hacerse efectivo ese importe hasta el 30 de julio, las cuentas del país caerían en cesación de pago (default). El gobierno está dispuesto a pagar pero con ciertas condiciones que tengan en cuenta la cláusula Rufo  (derechos sobre futuras ofertas), que vence en diciembre de 2014. Alrededor de este hecho el gobierno trata de unificar al conjunto de la sociedad con la consigna "Patria o Buitres" en un intento de oculta los verdaderos problemas que afectan al pueblo como son la inflación, la recesión económica, la desocupación y la pobreza creciente; además de la corrupción y problemas institucionales que lo carcomen. A la misma vez que genera miedo en sectores de pueblo excluidos del trabajo, que cobran un plan o son pensionados, ante la posibilidad de que les de baja en su beneficio, ya que muchos de estos subsidios se realizan con fondos del Banco Mundial y Banco Interamericano de Desarrollo.

Los políticos de la oposición, a la vez que critican al gobierno por el mal manejo que ha realizado de la deuda externa, aconsejan pagar a los “fondos buitres”, para que Cristina cargue con el costo político de ese despropósito, total el kirchnerismo es un gobierno que “ya fue”.

Los economista ‘liberales’ de los partidos de la ‘oposición’, vinculados a grandes corporaciones multinacionales, que en su mayoría fue parte de la primera etapa kirchnerista, en la cual se negoció de la deuda, nos auguran el apocalipsis si no les pagamos. Según ellos nos hundiríamos en el inframundo, desapareceríamos de la economía mundial y borraríamos con el codo los excelentes deberes que hicimos al pagar al Ciadi  (es una institución del Banco Mundial con sede en Washington), Repsol, el club de París, la negociación (entrega) de ‘Vaca Muerta’ a Chevron, etc.

Hay incertidumbre en el seno del pueblo sobre la deuda y, más precisamente, alrededor de la discusión sobre los holdouts ¿Qué pasa si no pagamos? ¿Si denunciamos la deuda? ¿Si se investiga cuál e legitima y cual no? ¿Si privilegiamos pagar deuda para que no se caigan los planes trabajar? O ¿Si no pagamos la deuda externa ilegítima con el hambre del pueblo?

Esta contradicción es aprovechada por el gobierno nacional y de las provincias para posponer cualquier reclamo de los sectores populares, de los trabajadores y de la producción nacional. Y también por los sectores de las clases dominantes que se expresan en interna del Fpv y en los partidos de la oposición, que apoyan el pago de la deuda, (Massa, F. Renovador; Macri, Pro; Frente Amplio Unen; etc.) para llevar ‘aguas a su molino’ electoral.

Para dar un respuesta a estos interrogantes del pueblo es necesario conocer la naturaleza de la deuda externa y su relación con el hecho de ser la argentina un país dependiente y oprimido por el imperialismo y la existencia del capital interno vinculado al mismo. ¿Es la deuda Externa la principal restricción al crecimiento de nuestro país? Desde esta perspectiva, se entiende que la principal restricción al crecimiento de nuestro país se generaría a partir de la relación perversa que se establece entre acreedores y deudores, en tanto el pago de los intereses y el capital a los acreedores externos provoca una pérdida de recursos internos de tal magnitud que el deterioro del crecimiento y la regresividad distributiva son fenómenos inevitables.
El gasto del Estado para cubrir el déficit operativo de la empresa aérea creció 30% respecto al año pasado. En las próximas semanas hará falta una ampliación presupuestaria. Otro exitazo del camporista Mariano El Nene Recalde, presidente de Aerolíneas Argentinas.

Loss subsidios que el Estado nacional paga a Aerolíneas Argentinas crecieron 30% hasta $11,4 millones por día en lo que va del año. Así el financiamiento público al déficit operativo de la compañía volvió a crecer después de la baja experimentada durante el año pasado. El Ministerio del Interior y Transporte giró a la línea aérea unos $2267,84 millones hasta el 20 de julio, un tercio más respecto al mismo período del año pasado, según surge de las estadísticas públicas de la Secretaría de Hacienda. De este modo, el Gobierno ya consumió el 82% del presupuesto comprometido para este fin y requerirá una ampliación presupuestaria en las próximas semanas.

Aerolíneas terminaría necesitando para este año $4100 millones aproximadamente para cubrir sus pérdidas operativas, de acuerdo con proyecciones del sector. Los dos factores que más contribuyeron al aumento en la necesidad de fondos han sido la devaluación del peso, que acumula 25% en el año- y la inflación doméstica.

El último Estado Contable consolidado que la empresa hizo público data del 2012. Por entonces, las ingresos totales (ventas netas y asistencia financiera) fueron $11.430,45 millones. Unos 3,6 cada 10 pesos fueron subsidios. De acuerdo con su último reporte de costos, la mitad del gasto operativo se reparte entre combustible (28%), mantenimiento (14%) y remuneraciones (12%). El resto se reparte entre impuestos y cargas sociales (16%) y otras erogaciones vinculadas a la venta y operación de vuelos.

Los subsidios a Aerolíneas crecieron de modo sostenido desde que fue expropiada por el Estado en 2008, cuando se destinaron $1208,17 millones. Luego fueron $2507 millones en 2009; $2781 millones en 2010; $3472 millones en 2011; y $4119 millones en 2012. En 2013 se produjo la primera reducción hasta $3140 millones. Además, a estos montos deben sumarse 700 millones de dólares adicionales comprometidos para la compra de 20 aviones Embraer E-190, un bien de capital de la empresa que serán abonados por el Estado.
Viernes, 18 Julio 2014 19:39

La reunión del BRICS

Por
Por Federico Agüero
En la disputa internacional se fortalece un nuevo eje. La reunión del BRICS (Brasil, Rusia, India, China y Sudáfrica) celebrada esta semana en Fortaleza, Brasil, con la presencia de los países del UNASUR, está en el marco de los acelerados cambios de la situación política internacional.

Este agrupamiento de países, donde tienen clara hegemonía los rusos y los chinos, reúne casi al 50% de la población del planeta, es una clara muestra de que estos imperialismos quieren afianzarse y avanzar en nuestro subcontinente, que tradicionalmente se consideró “pario trasero de los EE.UU.”.

En la reunión se propuso la creación de un Banco de Desarrollo y un banco de energía, dos temas claves en la economía mundial, ya que los norteamericanos con el dólar y los europeos con el euro controlan el mercado de divisas y los chinos, que no logran penetrarlo, quieren imponer su moneda, el yen.

A su vez la energía es un problema clave, sobre todo para Europa y Japón. En la situación que se creó en Ucrania a raíz del malestar popular que derivó en una pueblada que tiró abajo un gobierno, los alemanes y norteamericanos quisieron avanzar e integrar a Ucrania en la OTAN, pero Rusia los paró y hace valer su posición porque tiene la llave del gas para Europa. Por esto los gobiernos de Alemania y Francia atemperaron posiciones mientras que los EE.UU querían ir más a fondo contra Rusia y refuerzan sus dispositivos contra China.

También hay que tener en cuenta un principio de ruptura entre los EEUU y Arabia Saudita (sunitas) porque los yanquis están a punto de lograr su autoabastecimiento energético con las nuevas técnicas de fraking que extraen el petróleo y gas shale (gas de lutita, también conocido como gas de esquisto o gas pizarra, en inglés: shale gas y en francés: gaz de schiste). Parte de esto se expresa en la situación de Irak donde algunos sectores quieren crear un “califato” y el recrudecimiento de la lucha en la Franja de Gaza.

En este marco la presidenta argentina fue a la reunión del BRICS en busca de apoyo para negociar en mejores condiciones con los bonistas que no entraron en el último canje de deuda y ganaron el juicio con el Juez Griesa, a los que llaman “buitres”. Cristina logró el apoyo de muchos paices, lo que sin duda es un hecho positivo pero al precio de quedar nuevamente encerrados en el juego de otros buitres como son los chinos y rusos.

El kichnerismo presenta como progresista golpear a los yanquis y sus bancos, que hoy nos hacen el juicio, apoyándose en otros imperialismos sin decir la verdad al pueblo, ya que esas alianzas no se dan en el marco de la cooperación igualitaria, donde todos van a crecer, sino que ellos, al igual que el resto de los imperialistas quieren seguir llevandose las riquezas de nuestro país y no traer progreso.

La relación actual entre Argentina y China es el mejor ejemplo que se puede dar al respecto. La oligarquía y los pooles de siembra le venden a China la soja, materia prima agrícola, y a cambio ellos nos presionan para que les compremos productos industriales, como los trenes que se podrían producir en el país. Por eso el Kirchnerismo está cerrando Emfer, el mayor taller de reparación de material ferroviario del país, dejando a 400 obreros en la calle.

En este juego Gioja no es ningún caído del catre. Ya nos impuso la mega minería de la mano de capitales canadienses (yanquis e ingleses) que hicieron su gran negocio y ahora están en retirada, entonces busca un reemplazo en este nuevo escenario. Aunque convaleciente juntó fuerzas para ir a merodear cerca del presidente chino, a quienes quiere entusiasmar con la construcción del túnel por Agua Negra.

Esa lógica de los K y los G es la que no le permite despegar al país. Ellos no se proponen industrializar, sino que se empeñan en poner nuestros recursos y el trabajo de nuestro pueblo a disposición de cualquiera que prometa inversiones.

Situación difícil de la provincia
Fruto de esta política es que hoy San Juan está a las puertas de una crisis económica y financiera. Luego del cierre de Pascua Lama, miles de trabajadores quedaron en las calles y el gobierno provincial se esforzó por insertarlos en la construcción de obra pública. Esto por un lado significó que estos trabajadores que cobraban salarios iguales y en algunos casos superiores a la canasta básica, pasaran a cobrar por el convenio de la construcción que es casi de pobreza. Pero, el problema principal es que la obra pública no se financia con recursos genuinos de la provincia, dependen de la ayuda que pueda dar la nación, o sea que luego de casi diez años de exportar oro y ser record en muchos índices económicos San Juan no ha industrializado ni generado recursos propios u sigue dependiendo de golpear puertas para “pedigüeñar”.

Para colmo de males, la presidenta dejó caer los cupos de promoción industrial por lo cual muchas empresas están abandonando la provincia para acercarse a los centros de consumo, dejando a los trabajadores sanjuaninos en la calle. Recién ahora, con esta grave situación encima, el gobierno provincial está analizando tomar medidas, como abaratar fletes con el uso del ferrocarril. Esto demuestra que el giojismo, en 11 años no tuvo otro plan más que el saqueo. Gasta millones de pesos en una ruta por la cual va a salir la soja, pero no en obras que servirian a la industrialización de San Juan, como el ferrocarril o el gas natural para toda la provincia.

Esta semana el Ministro de Hacienda, Alcoba, confesó en una entrevista con Diario de Cuyo que tenemos una coparticipación que crece por debajo de la inflación, es decir que no sólo no hay para más aumento de sueldos, sino que en cualquier momento van a necesitar gastar del fondo anti cíclico o endeudar la provincia.

Todo esto, en el plano político ha obligado a Gioja a mantenerse con perfil bajo. Algunos meses atrás coqueteó muy fuerte con Scioli, amagando a ser el gran armador de un acuerdo nacional del PJ que dejara afuera a los K, pero hoy depende del cristinismo más que nunca, por lo que tiene que hacer buena letra y bancar a los Boudou, Lázaro Báez y compañía hasta el final.

Esta crisis en la provincia tiene reflejos en los cambios en el gabinete. En el trasfondo de la renuncia de la ministra de educación Cristina Díaz, se habla de desacuerdos con el manejo de los fondos con Torresan, contador del ministerio. Torresan, a su vez es un miembro del Opus Dei lo que podría interpretarse como un giro del giojismo hacia posiciones aún más conservadoras en educación y un distanciamiento del kirchnerismo en este aspecto.
Viernes, 18 Julio 2014 19:32

Sobre el trabajo doméstico

Por
Por Perla Welner 
Esta semana el INDEC (Instituto Nacional de Estadísticas y Censos) realizó la primera Encuesta Nacional sobre Trabajo No Remunerado y Uso del Tiempo por encargo del Concejo Nacional de las Mujeres cuya presidenta es la señora Mariana Gras.

Gras dijo que esta herramienta les permitirá llevar a cabo políticas y desafíos culturales, saber que pasa, cómo se distribuyen las tareas, entre otras cosas. Los resultados indican que el 74,2% de la población de más de 18 años realiza trabajo doméstico no remunerado. El 69% de las personas declaran realizar quehaceres domésticos, el 24,3% realizan trabajo de cuidados y el 13,5% dan apoyo escolar a miembros del hogar. En todas estas actividades se observa predominio femenino. Del total del tiempo aplicado al trabajo doméstico no remunerado el 76% corresponde a mujeres y 24% a los varones. Las mujeres de 30 a 59 años presentan mayor tasa de dedicación al trabajo doméstico (93,2 %). Los varones de la misma franja etaria el 61,3%.

Los varones de entre 18 a 29 años son los que menos participan en tareas domésticas aumentando su participación a partir de los 60 años. Las mujeres que viven en pareja destinan más horas diarias al trabajo doméstico. Sobre todo las que tienen hijos menores de 6 años. Aquí se registra la mayor brecha entre varones y mujeres. En varones separados o viudos aumenta la participación en tareas domésticas. En mujeres separadas disminuye en relación a las casadas.

Las mujeres trabajan en promedio un extra de tres horas más cada día que los varones en actividades domésticas. La encuesta es interesante para estudiar y corrobora una parte de la realidad que, desde la militancia en género conocemos muy bien, pues junto a las mujeres peleamos día a día, problema por problema. Analizamos la realidad de la mujer en forma integral sabemos que no es un problema cultural como dice la Sra Gras. es un problema político-ideológico que el gobierno no ha resuelto, es más lo profundiza.

A lo largo de esta década, las funcionarias del área mujer del gobierno de Cristina fueron desconocidas por las mujeres argentinas: nunca expusieron su programa, ni balances de logros y dificultades. No han peleado presupuesto para programas de prevención de violencia, salud sexual y reproductiva, entre otros. En su escasa aparición por las provincias revelan desconocer la realidad del lugar. Este gobierno “progresista” no se ha ocupado de mejorar las condiciones de vida y de trabajo de las mujeres, por el contrario crea planes que las ata más al trabajo domestico, mientras destruyen la industria nacional y profundizan la dependencia lo que impide el desarrollo.

Hay miles de familias sin servicios esenciales como agua potable, luz, gas, transporte; con viviendas precarias y deficiente atención en salud y contención en educación. No son pocas las mujeres que cocinan con leña (que acarrean del campo), sacan agua de la acequia para lavar y no tienen baño. Esto genera más esfuerzo en el trabajo doméstico y la mayoría de las mujeres sentimos en nuestro físico el peso de las horas diarias que dedicamos a comprar y procesar alimentos, lavar, tender y ordenar la ropa, remendar, pedir turnos y llevar a médicos o realizar estudios a los niños y adultos mayores, apoyar en tareas escolares, limpiar, regar, etc. Quienes contratan empleada se alivian un poco, pero aún así la organización familiar es su responsabilidad.

Estas tareas desde hace cientos de años fueron consideradas como naturales de la mujer, hasta por nosotras mismas, por la fuerza de la costumbre. Pero no es natural, es el resultado de un momento del desarrollo histórico en que las mujeres quedamos signadas dentro de casa a servir a la familia y los varones a tareas fuera de casa: producción, comercio, política, etc.

Mucho se ha estudiado y escrito sobre las causas de la esclavitud doméstica, el “trabajo invisible” del ama de casa, en fin, sobre las causas de la desigualdad de la mujer. Los movimientos de mujeres, hemos luchado para que la tarea del hogar se reconozca como trabajo. Con AMAS de CASA del PAÍS, hace 30 años, impulsamos el proyecto de Jubilación para el Ama de Casa sin aporte previo que  generó mucho debate.

Es bueno democratizar la familia, es decir, no son tareas de mamá sino de todos. No hay tareas de varón o mujer. De todos modos hay cambios en la sociedad. La participación de los varones en tareas del hogar es mayor. Porque cada vez más mujeres trabajan fuera de casa, en una sociedad donde se trabaja más de 8 horas, se intensifican los ritmos de producción, se viaja mal, la plata no alcanza y hay mucha incertidumbre, por eso muchas parejas acuerdan y se reparten las tareas.

La desigualdad de género no se resuelve desde lo cultural, sino desde cambiar condiciones materiales, las que determinaron nuestro lugar en la familia, y esto llevará a la igualdad.
Máximo Kirchner, fiel representante de la
generación ni ni, junto a Rocío García, su chica.
Rocío García tendrá un sueldo de más de 20.000 pesos gracias a su suegra, la presidenta Cristina Kirchner que creó por decreto un cargo público especial para su nuera, Rocío García, la mujer de Máximo: será coordinadora entre el Ministerio de Salud de la Nación y la ciudad de Río Gallegos.

Odontóloga, la madre del nieto de la jefa del Estado mantuvo siempre un bajísimo perfil y hasta ahora, si bien era conocida su militancia kirchnerista, no había participado en política como sí su hermana, Virginia, que es directora regional de la AFIP.

El nombramiento de la nuera presidencial pasó inadvertido anteayer, cuando salió publicado en el Boletín Oficial como parte de una reasignación de partidas presupuestarias. El título del decreto número 1057 no hacía mención a la designación, sino que disponía la modificación del presupuesto nacional para destinar esos fondos al nuevo cargo.

Según se explica en la norma, las funciones que tendrá la mujer de Máximo Kirchner servirán para "reforzar a nivel local la articulación de las acciones de los equipos de salud comunitaria" dentro lo que son los CIC, los Centros Integradores Comunitarios creados por la ministra de Desarrollo Social, Alicia Kirchner. Aunque no es un cargo de relevancia, su salario es por demás superior a la media nacional.

"Se han evaluado los antecedentes de la doctora María Rocío García, quien acredita una adecuada formación profesional y cumple con las exigencias de idoneidad y experiencia para desempeñarse como coordinadora de Articulación Local de Políticas Socio Sanitarias, en la provincia de Santa Cruz", la elogia el decreto presidencial, que lleva la firma de Cristina Kirchner; el jefe de Gabinete, Jorge Capitanich, y el ministro de Salud, Juan Manzur.
Página 687 de 750