Miércoles, 17 Julio 2019
El tiempo - Tutiempo.net
Martes, 14 Mayo 2019 22:07

Excontador de los Kirchner: "Tienen una fortuna de 10.000 millones de dólares"

Por El País Diario

Víctor Manzanares reveló nuevos detalles que le proporcionó a la Justicia a partir de haber sido declarado testigo protegido.

Desde un domicilio desconocido por ser parte del programa de testigos e imputados protegidos, Víctor Manzanares relató que junto al exsecretario de la familia, Daniel Muñoz, iba "a una oficina en pleno centro de la ciudad de Río Gallegos, donde había un armario metálico tipo caja fuerte artesanal".

Sin embargo, en esas visitas junto a Muñoz nunca se percató de la existencia de otra bóveda: "Había otra que yo no había visto, que estaba cubierta por un mueble de tipo oficina. No tenía la llave de ese cofre, pero después terminó en mi oficina cubierta con papel, me dejaron un muerto enterrado en el patio".

Durante su diálogo con Nicolás Wiñazki, rememoró cómo se inició su relación con la familia Kirchner: "Ya eran clientes del estudio de mi padre desde la década del 70. Hacia 1990 vino uno de sus secretarios, Raúl Copetti, para decirme que me haga cargo de las declaraciones juradas del matrimonio. Hicimos cuantas cag... se pudieran hacer".

"Yo fui testaferro de Muñoz. Calculo que su fortuna era de 600 millones de dólares, a partir de lo que él tomaba de cada viaje, del dinero que se quedaba. En cinco oportunidades lo llevé desde el aeropuerto hasta la casa de los padres de Néstor, con valijas gigantescas, de las más grandes, llenas de plata", aseguró sobre el ex secretario, que murió a mediados de 2016.

Además, avisó que ese monto administrado por Muñoz podría ser superior. "Esta cifra es sin poder contar cuánta plata pudo haber sacado en Buenos Aires, donde también tenía depósitos. El número final prefiero no pensarlo", aseveró.

En cuanto a la fortuna total de la familia Kirchner, advirtió que es "difícil llegar a un número exacto sobre la cantidad de plata que se llegó a manejar en total", pero calculó que debería dar "algo así como 10.000 millones de dólares".

De los espacios físicos donde se guardaba esa cantidad de dinero, especificó: "Había otros depósitos de plata en Río Gallegos. Uno de ellos era un galpón, en la construcción de un baño que se había tapiado. Tenía un acceso a través de una sala de máquinas. Muñoz no entraba. Roberto Sosa es quien tenía manejo de ese galpón".

"Sentí que muchas veces me habían puesto a prueba. En un momento me mandaron a comprar una estancia y yo podía ganar un millón de dólares de comisión. No me gustó la negociación con el vendedor y decidí desechar la operación antes que ganarme esa comisión", confió de la relación que tenía con el expresidente. Esas actitudes provocaron que al poco tiempo le pidieran "que constituya una sociedad anónima". "A partir de ahí vino una bola de nieve cada vez más grande", cerró.