Domingo, 19 Mayo 2019
El tiempo - Tutiempo.net

Política

El rojo fiscal rondó los 74 mil millones de pesos en los primeros 10 meses del año en curso. Eso equivaldría a 4,7 veces más que el mismo período del año anterior. ¿Habrá que encender la maquinita de la ex Ciccone?

El déficit de las cuentas públicas casi se triplicó en octubre respecto al mismo mes del año pasado y alcanzó a 20.799,3 millones de pesos, según informó hoy el Ministerio de Economía. Con el resultado de octubre, en diez meses de 2014 el rojo fiscal trepó a 74.428,9 millones de pesos, 4,7 veces más que en el mismo período del año pasado.

Los giros del BCRA y organismos descentralizados desde enero fueron de 98,197,8 millones de pesos. De esta forma el resultado financiero es 2,85 veces superior al desequilibrio de 7.279 millones que se produjo en octubre de 2013. No obstante, en octubre de este año los aportes adicionales del Banco Central y los organismos descentralizados se redujeron a la cuarta parte, al pasar a 2.040,5 millones, frente a los 8.592,1 millones girados un año atrás.

Por su parte, el resultado primario arrojó un déficit de 15.194,8 millones de pesos, más de tres veces superior al de octubre pasado cuando había sido de 2.758,3 millones de pesos. Los datos fueron publicados en la web del Ministerio de Economía evitando la difusión del habitual parte de prensa.

Sin estos aportes, el bache fiscal treparía a 172.626,7 millones de pesos, lo que equivale a 567.848.684 pesos por día, 23.660.000 pesos por hora, 394.340 por minuto y 6.572 por segundo. El Gobierno nacional defiende a ultranza el gasto público como movilizador de la actividad económica, aunque en ningún discurso público hace alusión a las consecuencias que genera su exceso.

Respecto del aumento del gasto primario, la información publicada en el Ministerio de Economía indicó que "responde principalmente al sostenimiento de las políticas y programas que han sido prioritarios para el Gobierno Nacional desde el año 2003 a la fecha".

"Así, el principal factor que contribuye al aumento del gasto es el que tiene como función la seguridad social, destacándose entre estas las prestaciones de la Seguridad Social (Jubilaciones y Pensiones) que se incrementaron un 37,6 por ciento y las Asignaciones Familiares (incluida dentro de estas la Asignación Universal por Hijo) que aumentaron un 37,8 por ciento", agrega la cartera económica.

Por otra parte, también se indica que "tuvieron incidencia las mayores erogaciones las transferencias a personas y empresas destacándose los subsidios a los usuarios del transporte y a la energía eléctrica y las coberturas asistenciales administradas por el INSSJyP (PAMI)".
El empleo en negro se ubicó en el 33,6% al cierre del tercer trimestre del año, lo que significó una caída de un punto con relación al mismo período de 2013, informó el INDEC.

Al terminar el segundo trimestre, el organismo público había informado que el trabajo no registrado se encontraba en el 33,1% de la población. Así surge de los indicadores socioeconómicos de la Encuesta Permanente de Hogares correspondiente al tercer trimestre de este año para el total de los 31 aglomerados urbanos.

Esta reducción se dio en el marco de un fuerte proceso de fiscalización del empleo llevado adelante por la AFIP y el Ministerio de Trabajo y se contrapuso al incremento registrado en el índice de desocupación, que al término del tercer trimestre se ubicó en el 7,5% contra el 6,8% de igual lapso del año pasado.

El mes pasado, el ministro de Trabajo, Carlos Tomada, aseguró que "la respuesta del gobierno nacional es siempre defender el empleo y generar políticas contracíclicas en situaciones en las que puede ser afectada" la actividad.

El ministro subrayó que "la situación del empleo es estable y la estructura ocupacional en el país, también lo es".

El funcionario señaló además, que "la tasa de desocupación en los últimos cinco años osciló entre el 6,8 y el 7,5 por ciento, la única oscilación que hubo en todos estos años".
Jueves, 11 Diciembre 2014 21:17

Sobre prisioneros y prisiones

Por
Por Roberto Ferraris 
(desde Inglaterra) 
El tema de los presos trabajando bajo sueldo ha ocupado un lugar central en los medios argentinos, pero ellos también son relevantes en las discusiones en el mundo. Las características del sistema de carcelario generalmente es un reflejo de la cultura del país, por lo tanto, éstas cambian sustancialmente.

El trabajo bajo sueldo de los prisioneros en Europa es considerado un efectivo sistema de re-educación y re-inserción social. Italia tiene una población carcelaria cercana a los 55000 presos y posee  una  media de reincidencia de los condenados que no trabajaron del 68% mientras que entre los que sí lo hicieron es del 19% llegando incluso a un 2% en los casos de empleos en cooperativas sociales. Para reforzar el tema, desde el año 2000 empresas privadas reciben desgraves impositivos por emplear gente en las prisiones.  Un preso en Italia cuesta al estado €250 al día en gastos generales por lo tanto a los factores sociales y de seguridad se suman también los económicos como demandantes de eficiencia del sistema.  Podemos decir que los países europeos tienen un sistema de tendencias sociales y su sistema carcelario lo refleja.

Por otro lado tenemos el ejemplo capitalista de EEUU en donde las prisiones privadas se han vuelto una industria multibillonaria. En este sistema mientras más gente es encarcelada más beneficio económico obtienen las empresas que lo gestionan.  Hay incluso casos de corrupción como el de los jueces Ciavarella y Conahan  que fueron condenados por recibir un total de 2.6 millones de dólares de un reformatorio de menores privado para retener a los internos el mayor tiempo posible.

Hoy en día el país es primero en el mundo en porcentaje de la población en prisión. En el 2011, 7 millones de personas estaban encarceladas o bajo palabra o sea un 2.9% de los habitantes. El programa de trabajos pagos es centenario y prevé sueldos entre USD0.20 y USD1 la hora (unas 25/100 veces inferiores a los de mercado) pero está restringido a pocas empresas privadas y el programa estatal UNICOR, ambos casos criticados por competir deslealmente con empresas del libre mercado al emplear trabajo prácticamente gratuito. El programa UNICOR no cuesta nada al contribuyente ya que se autofinancia e incluso da beneficios millonarios. La  reincidencia promedio es del 67% mientras que la de la gente dentro del programa UNICOR es del 50%.  Actualmente en algunos estados se están implementando alternativas a las leyes “duros con el crimen” que se llevan adelante desde la época de Reagan y el número de prisioneros va decreciendo año a año.

Casos extremos del pasado los encontramos en los Gulag de la URSS (campos de trabajo forzado) en donde perdieron la vida más de un millón de personas entre ellos muchos intelectuales o sacerdotes llevados como presos políticos.

En Argentina la población carcelaria es de unos 60000 presos (0.15% de la población) y los índices de reincidencia oficial son  del 32%. Hay que tener en cuenta que estos valores pueden ser distorsionados por la lentitud o ineficiencia del sistema judicial. El 40% de los detenidos argentinos trabaja.

Seguramente el hecho de aprender un oficio y volver a la libertad con algún ahorro en el bolsillo puede hacer diferencia especialmente para los que menos tienen.
Jueves, 11 Diciembre 2014 16:25

Honesty Boudou a juicio oral

Por

Ilustración de viñeta: Manuel Abal.
El juez Bonadio elevó a juicio oral la causa contra Honesty Boudou por la compra irregular de un auto. Lo hizo hoy e intervendrá el Tribunal Federal 1. Será juzgado por falsificación de documento público que tiene una pena de uno a seis años de prisión.

El juez Bonadio elevó a juicio oral la causa contra Amado Boudou por la compra irregular de un auto. Así lo dispuso el juez federal y será el Tribunal Oral Federal 1 el encargado del juicio.

La Cámara Federal penal porteña había rechazado un planteo de la defensa del vicepresidente Amado Honesty Boudou y dejado firme el requerimiento de elevación a juicio de la causa que se le sigue por presunto delito en el registro de un viejo automóvil importado. Con la firma de los jueces Martín Irurzun y Horacio Cattani, la sala II del tribunal confirmó la decisión del juez instructor, Claudio Bonadio, de rechazar el planteo de nulidad realizado por los abogados defensores del vicepresidente respecto del requerimiento de elevación a juicio formulado por el fiscal Guillermo Marijuan.

Amado Honesty Boudou será juzgado por falsificación de documento público. El artículo 293 del Código Penal que tiene una pena de uno a seis años de prisión. Junto a Boudou se sentarán en el banquillo de los acusados su ex mujer Agustina Seguin; la ex titular del Registro del Automotor número dos, María Graciela Angélica Taboada de Piñero; y los gestores Andrés Soto y Rodolfo Basimian. Todos comparecerán ante el Tribunal Oral Federal 1 como supuestos coautores del presunto delito de "falsificación de documento público".

Además, el vicepresidente sumó otro problema en la investigación sobre su supuesto enriquecimiento ilícito: el juez Ariel Lijo envió a una cuadrilla de gendarmes al ministerio de Economía, para retirar documentación original sobre los viáticos de varios viajes del ex ministro de esa cartera, cuyos números están bajo la lupa.

El juez investiga una serie de ingresos por el pago de viáticos que Boudou declaró haber incorporado a su patrimonio. Para chequear la veracidad de aquellas declaraciones, hace más de un año Lijo solicitó información a los organismos en los que el actual vice reportó: la ANSES, Economía y el Senado de la Nación. Como esos datos tardaban en llegar a sus manos, reiteró el pedido hace un mes. Finalmente Economía envió el detalle de los viajes que hizo Boudou cuando era ministro, pero los investigadores encontraron algunas inconsistencias en las fotocopias que recibieron. Entonces Lijo envió a los gendarmes a retirar los originales de esos expedientes.
El ex vicepresidente de Bush afirmó que el mandatario republicano "sabía todo lo que necesitaba saber" sobre el programa de interrogatorios a los presos por terrorismo, al cual él mismo defendió. Criticó duramente el informe del Congreso.

El ex presidente Estados Unidos, George W. Bush estaba "plenamente informado" sobre las técnicas de interrogatorio de la CIA, que incluían torturas"brutales", según un informe del Senado, afirmó el ex vicepresidente del mandatario republicano, Dick Cheney. Cheney habló anoche por primera vez en la cadena Fox News sobre el reporte publicado el martes y que generó un fuerte revuelo en ambos partidos de Estados Unidos.

Las declaraciones del ex funcionario se dan en el marco de la revelación del informe del Comité de Inteligencia del Senado estadounidense sobre las técnicas de interrogatorio de la CIA asegura que los agentes actuaron de una manera mucho "más brutal" de lo que indicaron a los legisladores y a los estadounidenses y que además sus métodos no fueron efectivos. El informe, publicado tras cinco años de recopilación de documentos e investigaciones, aborda el uso de controvertidos procesos de interrogatorio a sospechosos y miembros de Al Qaeda retenidos en instalaciones secretas en Europa y Asia en los ocho años posteriores a los atentados del 11 de septiembre de 2001.

El material develea duras revelaciones sobre el programa secreto que puso en marcha el gobierno del presidente George W. Bush (2001-2009) para interrogar a las personas consideradas sospechosas de vínculos con Al Qaeda y otras organizaciones terroristas. El resumen de la investigación recopila en 500 páginas detalles sobre la forma como fueron tratados alrededor de 100 sospechosos de terrorismo detenidos por agentes estadounidenses entre 2001 y 2009, después de los ataques del 11 de septiembre.

Los sospechosos fueron sometidos a técnicas que incluían el ahogamiento simulado, mantenerlos en posiciones incómodas, impedirles dormir y otros métodos cuestionables que fueron aplicados tanto en centros de detención clandestinos manejados por la CIA o en la base militar que Estados Unidos habilitó en la bahía de Guantánamo en la isla de Cuba.

Según el ex influyente vicepresidente, que acompañó a Bush durante sus dos mandatos (2001-2009), el presidente "sabía todo lo que necesitaba saber" sobre el programa, pese a que el informe señala que la CIA les mintió al Congreso y a la Casa Blanca sobre el programa de torturas a los presos por terrorismo después de los atentados del 11 de septiembre de 2001. "La noción que el comité está tratando de vender de que de alguna manera la agencia estaba operando por su cuenta y que no se nos decía -y que al presidente no se le decía- es una mentira total", lanzó Cheney, visiblemente enojado con el informe realizado con el ala demócrata del Comité de Inteligencia del Senado.

"Este informe está lleno de basura, perdónenme", lanzó Dick Cheney, sin medias tintas. "Creo que este informe es terrible. Y me parece muy deficiente", agregó. "Ellos no se tomaron la molestia de entrevistar a las personas clave que participaron en este programa", cuestionó.
Página 649 de 748